top of page

¿Cómo realizar el ritual del Espíritu de la Navidad?


Todos los años se realiza la tradición del Espíritu de la Navidad, en la cual, algunos celebran con un ritual donde se involucra a la familia, amigos, vecinos y familiares de Luz.

Cuenta la leyenda que el 21 de diciembre es que baja el Espíritu de la Navidad desde el Polo Norte para acompañarnos, trayéndonos Amor, alegría, armonía, unión, salud, prosperidad y abundancia, por lo que, esta noche es la más larga del año, así que, démosle la bienvenida al Espíritu de la Navidad con este hermoso y próspero ritual.

El objetivo es hacer remembranza del aprendizaje obtenido a lo largo del año y realizar cartas de peticiones para el año venidero, irradiándolas con esta potente Energía de Luz, más las compartidas en el grupo que se reúne.

Normalmente, se realiza una cena donde todos los participantes traen algo para compartir, en ofrenda a recibir prosperidad, abundancia y Opulencia Divina para el año venidero, en compañía de su gente cercana.


Los materiales para utilizar son:

*1 velón o vela mediana blanca o dorada

*Velas blancas, rojas, verdes o doradas pequeñas largas (1 por persona)

*Hojas para escribir blancas y otras decorativas, con motivos que reflejen abundancia

*Lápices de grafito

*Fósforos e incienso de su preferencia

*Flores a su gusto


OPCIONAL:

*Un mantel preferiblemente rojo o dorado

*Música de villancicos, aguinaldos o relativas a la Navidad

*Cacerola de metal o de arcilla

*Esencia de mandarina

*Aceites esenciales: Mirra, Incienso y Árbol de la Vida (Tree of Life).

*Hoja de las peticiones del año que finaliza, si los participantes las tuviesen


Procedimiento:

*Encienda la música relativa al ritual (villancicos, aguinaldos o música de Navidad)


*Coloque el mantel rojo o dorado


*Encienda la vela mediana o velón blanco o dorado, la cual quedará encendida desde que inicie el ritual hasta que finalice, para ofrendar nuestras peticiones al Espíritu de la Navidad como grupo y recibir Su Guía. Colóquela en el centro de la mesa. *Coloque un arreglo floral de su preferencia (rosas, claveles, orquídeas, etc.), el cual, debería tener los colores: verde, rojo y dorado como parte de su adorno.


*Coloque un triángulo de inciensos de su preferencia que cubra la sala y a los participantes.


*Si tuviese esencia de mandarina, úsela para frotar las manos de los participantes antes de iniciar la escritura.


*Cada persona encenderá su vela (blanca, rojas verde o dorada) en el lugar donde se sentará a escribir. Pudiera también colocarla en un área donde no haya peligro para los niños.


*Tome el lápiz, la hoja blanca y comience a escribir los aprendizajes y experiencias vividas en este año, que finalizará en apenas 10 días. Luego, coloque la hoja (preferiblemente cortada en pedacitos) en la cacerola de metal o de arcilla, donde todos colocarán allí sus papeles, para fortalecer el aprendizaje y luego quemarlos, con el objetivo de transmutar cualquier energía no calificada y transformarlas (con el fuego), en energía de Luz, Amor, Paz, Armonía… etcétera. Cada quien deberá solicitar, en lo que desea transformar esas experiencias, que escribieron en las hojas y que se estarán quemando.


*Si el año anterior realizó este mismo ritual saque el papel con sus deseos expresados. Recorte en tiras los deseos que se han cumplido y colóquelos en la cacerola, dando gracias porque se cumplieron.


*Revise las peticiones que no se cumplieron y vea cuales aún tienen vigencia, para que las agregue en la nueva lista de peticiones; las que ya no tienen vigencia córtelas y colóquelas en la cacerola con la lista del año anterior (para quemarlas).

*Colóquense todos alrededor de la cacerola que tiene los papeles cortados en pedacitos. Visualicen un Fuego Dorado y la Llama Violeta quemando esas enseñanzas y convirtiéndola en sabiduría para cada uno de los participantes, sus familiares y el planeta. Ambos fuegos (el dorado y el violeta) quemarán y transmutaran las experiencias vividas, transformándolas en algo positivo, basado en peticiones que cada uno hará en voz alta.


*Luego, céntrese en silencio durante unos minutos percibiendo la energía buena y positiva que trae el Espíritu de la Navidad, empápese de ese bienestar colectivo, de los deseos universales de salud, paz, amor, abundancia y prosperidad para todos. Visualice la Tierra llena de luz rosada-dorada, donde todos los seres somos felices y estamos unidos en paz, salud, alegría y armonía, compartiendo como hermanos.


*Una vez transformadas las experiencias de este año, comience con una nueva actitud, con la remembranza del aprendizaje obtenido y la sabiduría adquirida, luego del ritual anterior; tomando su hoja decorativa y su lápiz, comenzando a escribir sus peticiones para el Nuevo Año. Escriba sus deseos en orden de prioridad. Se recomienda pedir primero por el planeta; en segundo lugar, por el país donde reside; en tercer lugar, por familiares y amigos y en cuarto lugar, por usted (es decir de macro a micro). Piense en sus objetivos particulares y visualice sus sueños cumplidos. Una vez finalizado el ritual debemos conservar este papel hasta el año siguiente, por esta misma fecha.

*Deje que las velas individuales se consuman totalmente.


Al finalizar las peticiones y el ritual, todos frotarán sus manos con las esencias de: Mirra, Incienso y Árbol de la Vida, para purificarse. Luego, juntarán sus manos (palma de la mano izquierda hacia arriba y palma de la mano derecha hacia abajo) para conectarse energética y vibracionalmente con todos los participantes. Ofrezcan una oración de unión y Amor para ustedes y para el planeta.

Ejemplo de Oración: "Padre-Madre Dios venimos a ti con la finalidad de realizar el ritual de peticiones, solicitándote que por favor nos rodees de tu Infinita Misericordia, llenándonos de sabiduría, abundancia, prosperidad y Opulencia Divina. Solicitamos nos mantengas unidos como hermanos, manteniendo este universo repleto de Amor Incondicional y armonía, respetándonos, amándonos y aceptándonos tal como somos.

Te pido por la salud del planeta, la paz del mundo, que no falte alimentos a la mesa de ninguno de mis hermanos, especialmente niños y ancianos; solicito además, que pueda llegar armonía a las naciones, que se acaben las fronteras y divisiones. Te pido inundes de luz y sabiduría a los gobernantes de todas las naciones.

Te pido por mis familiares, amigos, vecinos y mis hermanos de Luz, para que eleven una oración positiva y de unión, que se convertirá en realidad, llenándonos de salud, amor, abundancia y prosperidad, irradiándonos con Tu Gracia Divina.

Te solicito que me des paz interna, tolerancia, aceptación, armonía y paciencia para mejorar cada día, llenándome de salud, Amor Incondicional, sabiduría y prosperidad para seguir creciendo como persona, cada día mejor y mejor".

Una vez concluido el ritual, comienza la celebración con la cena ofrecida por cada uno, en abundancia y prosperidad.

Al finalizar la cena, todos volverán a frotar sus manos con las esencias de: Mirra, Incienso y Árbol de la Vida, para purificarse; de esta manera puedan retirarse a sus casas, envueltos en las Energías del Espíritu de la Navidad y de estas esencias, que usadas juntas traen Opulencia Divina.


Comparto este ritual con Amor para mis hermanos y mi familia de Luz,


Maestra Coach Angelical de Vida Zolemgeh Estrella

Instagram: @ZolemgehEstrella

171 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo
bottom of page